Crianza

Snacks saludables para los amigos de mis hijos.

 

Hay que tener en cuenta que los chicos salen del colegio y se van a casa a almorzar, pues habrá que pensar en algo ligero como para entretener la tarde y sobre todo hidratarlos ya que no dejarán de jugar ni un solo instante.

La idea es darles opciones, habrá que respetar los gustos personales de cada niño, la clave es hacer snacks diferentes en pequeñas cantidades para que tampoco no se desperdicie la comida.  Dependiendo de la edad, pues escogeremos los alimentos mas adecuados, a los más chicos les podemos hacer mini sándwiches cortados con moldes divertidos mientras que a los más grandes una mezcla de pretzles, maní y frutos secos, palomitas de maíz con finas hierbas y sal de ajo o mini tequeños al horno rellenos de queso y jamón pueden ser la solución.

Entre otras opciones practicas están las mini pizzas en pan pita con kétchup, jamón y queso o verduras picaditas, mini empanadas rellenas de queso ricota al horno, enrolladitos en masa wantan con espárragos y sellados con huevo y ajonjolí al horno, bolitas de yuca rellenas de queso mozarella o pita chips al horno con dip de palta. Para los dulceros puede ser chups de pura pulpa de fruta, gelatina batida con leche, keke de plátano o de zanahoria con nueces o deliciosas galletas de avena con chips de chocolate.

Piensa en simple, los chicos prefieren jugar a comer, por lo que las preparaciones deben de ser rápidas, practicas y sin la necesidad de usar cubiertos. La bebida si debe de estar lista para cuando deseen tomarla. Para beber puede ser chicha, jugo de carambola, limonada, té helado, o aguas saborizadas (agua de manzana o de piña) siempre con poca azúcar y heladitas.

Sería bueno que tu hijo pruebe algunas de las opciones antes para que no se sienta “como invitado” además es importante que te ayude a escoger algunos de los snacks. Así también aprenderá a “atender y a compartir” en casa.

Lo bueno es que las preparaciones dicen mucho del tipo de alimentación que hay casa, por supuesto que es más sencillo comprar una bolsa de papitas y un par de gaseosas, pero con eso no le enseñas a tu hijo la importancia de una buena alimentación.