Crianza

¿Qué es el bullying y cómo saber si mi hijo es víctima?

Hoy en día es muy frecuente escuchar frases como “le están haciendo bullying”, “es víctima de bullying” o “no quiere ir al colegio porque sufre de bullying”.

Este término es  conocido y utilizado  por muchos niños y adolescentes en etapa escolar. Es importante saber que cuando tu hijo utiliza el término bullying, está hablando de conductas agresivas de intimidación.

Estas conductas pueden ser acciones de hostigamiento, falta de respeto o maltrato de cuatro tipos:

  • Verbal: los insultos, apodos, humillaciones, burlas o amenazas
  • Físico: patadas, cachedatas, puñetes o pellizcones
  • Psicológico: gestos de asco/desprecio o robo de objetos escolares
  • Exclusión social: difusión de rumores y calumnias

Este tipo de violencia escolar es probable que también pueda presentarse como cyberbullying que es el mismo tipo de acoso a través de mensajes de texto, correos electrónicos o redes sociales.

Es tarea de todos poder prevenir esta problemática en los centros educativos y hogares. Por esta razón es que se pide principalmente a los padres de familia, estar atentos a los cambios conductuales y emocionales que puedan estar presentando sus hijos. Así pueden detectar si son víctimas de buylling y hacer algo al respecto.

¿A qué tipos de cambios debes estar atenta como madre?
Observa si tu hijo muestra cambios en su comportamiento y humor, por ejemplo pregúntate sirecientemente presenta episodios de tristeza, llantos, irritabilidad, pesadillas, alteraciones del sueño o falta de apetito que no tenía antes. Presta atención si tu hijo tiene frecuentes problemas de salud como dolores de cabeza, fiebre, dolores de estómago, náuseas o vómitos. Otro cambio que debes observar es la falta de atención y concentración en las tareas o pérdida de pertenencias escolares. Pregúntate ¿está muy distraído últimamente? Las constantes marcas físicas como arañones, mordidas o cortes, también pueden ser evidencia de un potencial problema de este tipo. ¿No quiere relacionarse con otras personas? Debes estar alerta por si no quiere salir de casa, si no desea asistir a fiestas de cumpleaños o paseos, si evita hacer trabajos en grupo o si quiere estar acompañado de un adulto en todo momento. El aislamiento es un factor importante que debes considerar. Finalmente un niño víctima de bullying tiene a bajar notoriamente su rendimiento escolar. ¿Cómo van las notas de tu hijo?

Es fundamental entonces que estés atenta y como madre intervengas en la crianza de tu hijo y puedas prevenir este tipo de situaciones para que el daño no sea peor. En caso detectes una problemática de esta magnitud en tu hijo, es esencial que te acerques a él trasmitiéndole calma para poder apoyarlo emocionalmente.

Asimismo debes contactar de inmediato a los profesores del colegio de tu hijo y trabajar el problema en conjunto con ellos. Por último,  es necesario que busques apoyo a través de una terapia psicológica individual o familiar. Esta terapia tiene como objetivo central fortalecer el autoestima y auto concepto del niño víctima de bullying.

Soledad Misa A.
Psicóloga